Brasil: el resultado comercial de 2013 dependerá crucialmente de la cuenta del petróleo y sus derivados

30/10/2013
Por: FUNCEX

 

Las exportaciones de septiembre llegaron a USD 20999 millones, un 5 % más respecto al mismo mes del año anterior. En cuanto a las clases de los productos, la comparación con septiembre de 2012 muestra un aumento significativo en la exportación de productos primarios (10,9 %), pero una caída en las exportaciones de productos manufacturados (-1,7). Vale la pena señalar, sin embargo, que el panorama parece ser muy diferente cuando el análisis se basa en la clasificación de las exportaciones por categorías de uso. De hecho , en el año el desempeño de las exportaciones de bienes intermedios (2,8 %) , bienes de consumo duraderos (30,4 %) y bienes de consumo no duraderos (2,0 %) es positivo, mientras que las exportaciones de bienes de capital registraron un ligero descenso (-0,3 %). El ítem de combustibles, en tanto, muestra una disminución muy importante (-36,9%), lo que afecta negativamente no sólo a las exportaciones de productos básicos, debido a las menores ventas de petróleo crudo, sino también a las exportaciones de manufacturas debido a las menores ventas al extranjero de los derivados de petróleo. Por eso es una muy buena noticia el aumento de las exportaciones de combustible en septiembre, cuando las ventas alcanzaron los USD2400 millones (valor más más alto del año), marcando un incremento del 40,0 % frente a agosto.

 

Las importaciones totales del país ascendieron a USD18849 millones en septiembre, un incremento del 8 % respecto al mismo mes del año anterior. En la misma comparación, todas las categorías de uso registran un crecimiento positivo, con un énfasis en las compras de combustibles (15,1% ) y bienes de consumo duraderos (14,9 %). En lo que va del año y en el acumulado de 12 meses todos los cambios son positivos, a excepción de bienes de consumo durable, que registraron una reducción del 3,9 % y 9,7% , respectivamente .

 

La evolución de la cuenta petrolera será determinante

En 2012, el déficit comercial acumulado por la cuenta de petróleo y derivados hasta el mes de septiembre había sido de USD2700  millones. En el mismo período de 2013, el déficit se elevó a 16,5 millones de dólares, lo que significa un deterioro de 13,8 millones de dólares en tan sólo nueve meses. El aumento en el desequilibrio comercial de la cuenta de petróleo y derivados explica un 80 % de la contracción observada en la balanza comercial hasta septiembre. La obtención de un resultado positivo, aunque escaso, en la balanza comercial brasileña en 2013 por lo tanto, depende fundamentalmente de la capacidad de lograr una reducción significativa en el déficit de petróleo y sus derivados en el último trimestre del año. Esta posibilidad parece ser aún incierta.

 

En septiembre, las exportaciones de petróleo y sus derivados alcanzaron los USD2600 millones (Figura 1), con un aumento muy significativo (43,1 %) en comparación con agosto. Esta tendencia es consistente con la reducción de las paradas de mantenimiento de las plataformas de extracción de petróleo que afectaron negativamente a la producción nacional durante el primer semestre del año. De esta manera, si las exportaciones de petróleo y sus derivados en el último trimestre del año se mantuvieran en un promedio cercano a los valores registrados en septiembre, esto sería, de hecho, una importante contribución a la reducción del déficit de la cuenta petrolera por el lado de las exportaciones.

f1013a.jpg 


Menos certeza hay, sin embargo, en los pronósticos del lado de las importaciones. Téngase en cuenta, en primer lugar, que las compras mensuales de petróleo y derivados muestran la evolución muy irregular, caracterizada por fuertes oscilaciones (figura 2). En segundo lugar, hay que recordar que los datos de importación de crudo del segundo semestre del año pasado detectaron compras por valor de aproximadamente $ 4,6 mil millones. En consecuencia, se espera que las importaciones del último trimestre de 2013 muestren un aumento significativo en comparación con la base baja en 2012, lo que agravaría el déficit de la cuenta petrolera.

f1013b.jpg